Imprimir
PDF

El consumo de biodiesel para reemplazar gasoil creció casi 50% el año pasado

La elaboración nacional del producto, a base de aceite de soja, aumentó cerca de 35% y seguirá creciendo. Sigue en análisis ampliar el corte obligatorio del 7% al 10 por ciento.


En medio de la crisis de abastecimiento de combustibles en la Argentina, el consumo de biodiesel creció 47,9% en 2011, según un informe publicado por la consultora Abeceb sobre datos del Indec.
Este biocombustible que reemplaza al gasoil hoy se usa en una proporción del 7% de mezcla, generó ventas en el mercado local por unas 750.000 toneladas.
La producción local de biodiesel, que se elabora a partir de aceite de soja, creció 33% durante el año pasado. Con este incremento, las industrias elaboradoras, básicamente las grandes traders de granos como Bunge, Dreyfus, Vicentín, Molinos y Aceitera General Deheza, entre otras, alcanzaron un récord de producción de 2,3 millones de toneladas.
En la tendencia opuesta al gasoil, la oferta del biodiesel creció con fuerza en el país gracias a las inversiones impulsadas por la demanda mundial y, en los últimos dos años, a la demanda local.
En 2010 entró en vigencia el Régimen de Promoción para la Producción y Uso Sustentables de Biocombustibles, que implicó la incorporación obligada del biodiesel y el etanol -para cortar las naftas- del 5%. En el caso del biodiesel, el aumento de la oferta permitió elevar en dos puntos ese porcentual, e inclusive se estudia la posibilidad cierta de llevarlo al 10 por ciento.
En un contexto de aumento de la demanda del transporte, el sector productivo puja por este incremento, que le da un destino más que tentador a la producción local de aceite de soja.
El mercado interno participó el año pasado con el 31% de las compras de biodiesel, cuando su incidencia en 2009 no llegaba al 1 por ciento.
Las exportaciones de biodiesel ascendieron durante el pasado año a unas 1,68 millones de toneladas, una cantidad 23% mayor a la vendida durante 2010, según Abeceb. El valor de dichas ventas se elevo hasta unos u$s 2.070 millones, lo que representa un crecimiento de poco más del 70% respecto al año anterior. Más del 88% de lo exportado por la Argentina tiene como destino a países del Viejo Continente.
Al mes de febrero, indica Abeceb, existen registradas unas 39 empresas elaboradoras, diez mezcladoras habilitadas y seis comercializadoras, según la Secretaría de Energía.
En función de las inversiones en curso, la Cámara Argentina de Energías Renovables estima una producción de biodiesel de aproximadamente 3 millones de toneladas para 2012, un 20% más que en 2011.
Por su parte, la producción de bioetanol alcanzó en 2011 las 134.000, con un aumento de 39,7% respecto a 2010. Este producto sólo tiene como destino el mercado interno, e inclusive no llega a cubrir la demanda local para cortar todas las naftas al 5%. En este rubro, también habrá un crecimiento de producción en 2012.